Así lo indicó el Consejo Mundial de Energía Eólica. Entre los desafíos destaca la búsqueda de nuevas fuentes de capital y el aumento de infraestructura de transmisión eléctrica.