Los organismos internacionales de créditos instaron a aplazar los cobros para ayudar a los Estados en la lucha contra la pandemia.