La Cámara Argentina de Comercio informó que las diez cuadras más afectadas por la venta ilegal están el barrio de Once.