El maní es una legumbre con increíbles propiedades que podemos aprovechar en leches, cremas, humus, helados, refrescos y mucho más!!






También conocida como cacahuate o cacahuete según las distintas regiones precolombinas.

Fueron los Incas los que empezaron a cultivar esta legumbre hace más de 7.000 años.

De hecho, solemos pensar que es un fruto seco debido a que posee las mismas características nutricionales que estos.







Utilizar leche de maní  nos llena de antioxidantes y nutrientes esenciales para la salud.



Te pasamos una receta fácil para elaborar esta exquisita leche:


Ingredientes


1 taza maníes (pelados, crudos y sin sal)
3 tazas agua de mesa
Opcional: 2 cucharadas soperas de miel / agave / azúcar / sirope
Opcional: Esencia de vainilla


Preparación



En un recipiente de vidrio colocamos la taza de maníes y agregamos 3 tazas de agua. Dejamos reposar durante 8 horas.


Pasado este tiempo, escurrimos los maníes , los enjuagamos y los colocamos en la procesadora

Trituramos hasta obtener una pasta.







Luego agregamos las 3 tazas de agua filtrada o mineral y batimos durante 5 minutos.





Por último colamos la leche vegetal utilizando un paño o tela de lienzo (También pueden utilizar un colador). La pulpa (o las sobras) de maní las guardamos para preparar unas exquisitas galletas veganas, un refresco de maní que publicaremos en otra receta, o bien preparar humus o una crema de untar.







Si desean que la leche quede dulce volvemos a volcar la leche ya filtrada en la procesadora junto a las 2 cucharadas de miel/agave y la esencia de vainilla. Batimos durante 1 minuto.





Guardamos la leche en un frasco de vidrio con tapa hermética y conservamos en la heladera durante 3 días. Ya está!! Ya tenemos la mejor leche de maní para degustar con todas sus propiedades.








Consejos y datos útiles: 1) Si van a utilizar la leche vegetal para recetas saladas como: queso vegetal o salsa blanca, entonces no deben agregar ni miel ni esencia de vainilla a la preparación.




2) Si van a utilizar la leche vegetal para recetas dulces, entonces sí deben agregar la miel y la vainilla para que la leche tenga un sabor más agradable al paladar.








3) Pueden endulzar la leche con miel, agave, sirope, stevia, dátil, etc.








4) El maní se debe comprar crudo, pelado, sin aceite ni sal.




5) "Es necesario dejar el maní en remojo?"
Sí,es necesario para activarlo y aprovechar todas sus propiedades.





6) Usualmente las leches vegetales se preparan con 4 tazas de agua. Utilizamos 3 para que quede más cremosa.


Humus de maní






Interés nutricional de esta bebida saludable




Esta legumbre contiene gran cantidad de proteínas, grasas, hidratos de carbono y minerales y una nula presencia de agua. Y esta característica lo hace un alimento muy concentrado. De hecho, en la Segunda Guerra Mundial los soldados norteamericanos los llevaban para alimentarse correctamente en batalla.

Los cacahuetes contienen una gran cantidad de ácidos grasos insaturados, que son los encargados de proteger nuestro corazón de problemas cardiovasculares.

También protege los riñones y ayuda a regular la temperatura corporal ya que son una gran fuente de energía.

Contiene grandes dosis de vitamina E, niacina, magnesio y resveratrol. Estos son potentes agentes antioxidantes que ayudan a mejorar la piel y salud cardiovascular, entre otros beneficios.



Entre los beneficios de su consumo regular destacamos los siguientes:

Combate la depresión y ayuda a mejorar la lívido.

Nos ayuda a mejorar la calidad del cabello.

Disminuye las probabilidades de sufrir cáncer de estómago.

Gracias al ácido oleico nos ayuda a rebajar el colesterol malo en la sangre.

La arginina y la grasa insaturada que contiene esta bebida son excelentes para aumentar el ácido fólico, imprescindible para mujeres embarazadas.


Listo!! a probar las increíbles propiedades del maní disfrutando a pleno el sabor....sin culpas!

Hasta la próxima receta!😉